Ilegalización del PCTV

Ilegalización del PCTV

Ilegalización del PCTV

El Centro Jurídico Tomás Moro presenta ante el Tribunal Supremo una nueva demanda por la que se solicita la ejecución, frente al PCTV, de la sentencia dictada en su día contra AUKERA GUZTIAK (AG).


 

El 14 de marzo del 2005 el Centro Jurídico Tomás Moro ha presentado ante el Tribunal Supremo una nueva demanda por la que se solicita la ejecución, frente al PCTV, de la sentencia dictada en su día contra AUKERA GUZTIAK (AG).

Desde diversos círculos políticos se está insistiendo en la ausencia de pruebas para la ilegalización del Partido Comunista de las Tierras Vascas. Sin embargo, estas no son necesarias desde que el PCTV decidió asumir, en un acto público, las tesis de AG.

En caso de sucesión de partidos se puede ampliar la ejecución de una sentencia de ilegalización al partido que lo sustituya. Según Javier María Pérez-Roldán, abogado director del procedimiento, “en el presente caso no es necesario siquiera ilegalizar al PCTV, bastaría con ejecutar contra este partido la sentencia de ilegalización que afecta a AG. En efecto, el artículo 12.1 de la Ley de Partidos establece que la disolución de un partido político producirá los efectos contemplados en las leyes sin que lo pueda impedir “los actos ejecutados en fraude de ley o con abuso de las personalidad jurídica… Se presumirá fraudulenta la utilización de otro [partido] ya inscrito en el Registro que continúe o suceda la actividad de un partido declarado ilegal y disuelto”

A efectos legales, pues, es indiferente que el PCTV fuera legalizado antes de la ilegalización de AG. En este sentido, falsean la realidad jurídica tanto el Fiscal General como el Gobierno, al afirmar que ello impide la ilegalización del PCTV. El PCTV podía ser perfectamente legal hasta que decidió ceder sus listas a AG. Sin embargo, desde el momento que el PCTV se presenta como sucesor de AG es perfectamente posible aplicarle la sentencia dictada contra AG, por lo que el CJTM ha solicitado la ejecución de dicha sentencia contra el PCTV.

La demanda que presenta el Centro Jurídico Tomás Moro ante el Tribunal Supremo intenta suplir la inactividad del Gobierno Socialista y la dependencia política al mismo del Ministerio Fiscal. Para ello. El CJTM, ha decidido presentar esta demanda de ejecución al estimar que las leyes procesales permiten que cualquiera solicite la ejecución de una sentencia, incluso cuando no fue parte en el pleito en que se dictó la misma. Así pues, entiende que si bien el inicio de los trámites para pedir la ilegalización de un partido corresponde al Ministerio Fiscal, la solicitud de ejecución de una sentencia puede corresponder a cualquier interesado, en este caso el CJTM.

Como indica el abogado del Centro, Javier Mª Pérez-Roldán: “Esta es la primera vez la historia de nuestra democracia que nos podemos ver libres del terrorismo parlamentario y no podemos permitir que un Gobierno con pactos ocultos eche por la borda esta posibilidad Agotaremos todos los recursos legales posibles antes de darnos por vencidos en nuestra lucha por la defensa de la vida y las libertades civiles. No estamos dispuestos a plegarnos a los intereses partidistas del Gobierno de España en perjuicio de la libertad de los españoles”

La Sala especial del Tribunal Supremo -que ilegalizó Batasuna en el año 2003-  acuerda el 15 de abril de 2005 no admitir a trámite una demanda de esta entidad contra el EHAK, alegando que la Ley de Partidos sólo permite una iniciativa de ese tipo al Gobierno y a la Fiscalía.

En su auto, el tribunal además rechazaba "a limine" (de plano) el procedimiento elegido por dicho Centro de Estudios para intentar la ilegalización del PCTV, que era por la vía de la ejecución de la sentencia del pasado 26 de marzo, del propio Supremo, que sirvió para anular la candidatura de Aukera Guztiak (AG).

El Supremo apuntó entonces que la sentencia que dictó en marzo agotó su contenido con la anulación del acto de proclamación de la candidatura de AG, por lo que no cabe, como ejecución de esa resolución, pretender la ilegalización de un partido que, como el PCTV, es preexistente a la agrupación de electores anulada.

Sin embargo los acontecimientos posteriores dieron la razón a la tesis mantenida por este Centro Jurídico pues el día 18 de septiembre del 2008 el Tribunal Supremo declaró ilegal el partido, al estimar su vinculación con la organización terrorista ETA y la ilegalizada Batasuna. Días antes había declarado también ilegal Acción Nacionalista Vasca. En la sentencia el tribunal consideró que la formación era ejecutora de una estrategia terrorista con una estrecha relación político-operativa con Batasuna. La sentencia se basaba en el apoyo económico y material recibido del partido por Batasuna mediante transferencias económicas, infraestructura, pago de salarios y la incorporación de miembros relevantes de las organización ilegalizada.

Los acontecimientos posteriores dieron la razón al CJTM pues finalmente el 18 de septiembre de 2008 el Tribunal Supremo declaró ilegal el PCTV.

Le puede interesar

1 Comments

Leave a Reply

Close